CCOO del Hábitat | 13 julio 2024.

CCOO del Hábitat de Castilla-La Mancha recuerda a las empresas la obligación de tener protocolos de actuación frente a las alertas por altas temperaturas

    "Ante las olas de calor, exige prevención", es el lema de la campaña de la Federación que han presentado en Albacete. Actividades como la construcción, limpieza viaria, jardinería, mantenimiento de carreteras o mantenimiento de calles figuran entre las que más sufren la exposición al sol y sus consecuencias para la salud

    03/07/2024.
    CCOO del Hábitat de Castilla-La Mancha recuerda a las empresas la obligación de tener protocolos de actuación frente a las alertas por altas temperaturas

    CCOO del Hábitat de Castilla-La Mancha recuerda a las empresas la obligación de tener protocolos de actuación frente a las alertas por altas temperaturas

    Como cada año en estas fechas, y con el fin de concienciar a empresas y personas trabajadoras sobre los riesgos de las temperaturas extremas, la Federación CCOO del Hábitat de Castilla-La Mancha ha lanzado la campaña "Ante las olas de calor, exige prevención".

    La secretaria general de CCOO del Hábitat de Castilla-La Mancha, Maribel Cabañero, ha indicado que, aunque este año el tiempo ha concedido una tregua, no hay que bajar la guardia en lo referente a la prevención frente a las olas de calor, sobre todo en aquellas actividades más expuestas por desarrollarse al aire libre, como son construcción, limpieza viaria, jardinería, mantenimiento de carreteras...

    Maribel Cabañero ha señalado que "en nuestra región los veranos son duros y por lo tanto. Cuando hablamos de concienciar no sólo nos referimos a prevenir episodios de mayor gravedad como puede ser un golpe de calor, sino también las posibles enfermedades que pueden dar la cara más adelante y que pueden ser consecuencia de largas exposiciones al sol, y aquí hablamos por ejemplo de quemaduras, cataratas o cáncer de piel".

    De hecho, en 2023 en Castilla-La Mancha se contabilizaron hasta 452 muertes atribuibles a las altas temperaturas entre la población ocupada.

    Para evitar riesgos, una de las obligaciones de las empresas es facilitar a sus trabajadores y trabajadoras el equipamiento necesario para la protección de las largas exposiciones al sol. De igual manera, cuando se produce una alerta roja o naranja por parte de la AEMET (Agencia Española de Meteorología), si las medidas adoptadas son insuficientes, las empresas deben reducir o modificar las jornadas de trabajo.

    No obstante, la campaña de prevención de la Federación del Hábitat no sólo se dirige a trabajos en el exterior, sino también al trabajo en interiores, advirtiendo Maribel Cabañero de las temperaturas obligatorias que debe haber en los centros de trabajo, conforme a lo que establece la ley, tanto para trabajos sedentarios como para trabajos ligeros. Y en este sentido se ha referido a las personas trabajadoras de la limpieza "que en muchas ocasiones realizan su trabajo antes o después del horario del resto de la gente y lo hacen sin que esté funcionando el aire acondicionado".

    Por su parte, la secretaria de Salud laboral de CCOO del Hábitat de Castilla-La Mancha, Fátima Pacheco, ha señalado que el lema de la campaña de este año habla de exigir prevención porque hay que recordar a las empresas, y también a la Administración que presta servicios a través de contratas, que el artículo 16 de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales, establece la obligación de evaluar los riesgos por exposición al sol.

    Pacheco ha explicado que como consecuencia de lo anterior, en las empresas hay que negociar un protocolo de actuación frente al estrés térmico laboral, en donde se incluya cuestiones como: a quién alcanza y quiénes están implicados; las actuaciones adaptadas a los distintos escenarios surgidos de las alertas de la AEMT; las medidas preventivas; los equipos de protección que requieren las personas trabajadoras; las medidas a tomar antes emergencias como puede ser un golpe de calor o un desmayo; y también, las medidas específicas para el personal sensible, como pueden ser mujeres embarazadas o personas con alguna patología.

    Fátima Pacheco ha advertido de que aunque todo esto está regulado, y hay protocolos firmados e implantados, es preciso revisarlos y adaptarlos a las nuevas circunstancias que puedan surgir. No obstante, por parte de la representación sindical aún se siguen encontrando ciertas resistencias en las empresas, por lo que es necesario seguir recordándoles cuál es su responsabilidad en la prevención de riesgos y sus obligaciones en el ámbito de la salud laboral.

    Por último, han recordado que desde CCOO del Hábitat de Castilla-La Mancha se ponen a disposición de todas las trabajadoras y los trabajadores para asesorarles e informarles sobre estas cuestiones.